Tormenta eléctrica en montaña

Consejos para estar a salvo en caso de tormentas eléctricas en montaña

Salir a hacer senderismo o cualquier otro deporte de montaña es, sin duda, una actividad increíblemente gratificante que nos ayuda a liberar tensiones y nos vuelve a conectar con la naturaleza. Pero todo montañista, ya sea principiante o profesional, debe saber que la climatología influirá en gran medida en su experiencia al aire libre pudiendo, incluso, llegar a ponerlo en peligro. Y es que las tormentas en montaña son uno de los fenómenos más temibles por la rapidez con la que se forman y por su increíble violencia.

Información básica sobre las tormentas en montaña

Durante la época estival suele ser cuando más gente sale a disfrutar de la montaña y a practicar algún deporte al aire libre, pero también es la época en que las temperaturas son más altas y, por lo tanto, es cuando más altas son las probabilidades de que caiga alguna tormenta. Por eso, antes de salir consulta bien el tiempo en la zona por donde vayas a estar, actualmente contamos con innumerables aplicaciones y webs con información que te mantendrán al día de las condiciones meteorológicas. Ten en cuenta que las tormentas de verano se suelen producir hacia el final de la tarde, por lo que será mejor madrugar para disfrutar de la actividad.

Las consecuencias de las tormentas eléctricas de montaña nos afectarán de manera diferente dependiendo del lugar donde nos encontremos y del tipo de actividad que estemos realizando. Así, en los barrancos se producen grandes riadas en cuestión de segundos que arrasan todo a su paso. Si estás escalando y llega la tormenta, deberás luchar contra el viento, el granizo, las temperaturas bajas y la lluvia de agua y piedras que caen desde la cima. Los deportistas de alto vuelo deberán tener cuidado con las ráfagas de viento y los rayos. Si estás haciendo senderismo deberás tener cuidado con el suelo que puede volverse resbaladizo o los árboles que pueden caer, por ejemplo. Como ves los riesgos son muchos y muy variados.

Señales de alarma

Además de comprobar las condiciones meteorológicas antes de salir, siempre deberemos estar atentos al clima cuando estemos en la montaña, nada es más preciso que el entorno. Como mencionamos, se pueden producir rápidamente, pero existen algunas señales inequívocas que nos pueden dar tiempo de ponernos a salvo. Por ejemplo, si se acercan nubes oscuras, muy altas y planas en su parte superior (en forma de yunque), pasan menos de diez segundos entre el relámpago y el trueno, tienes una sensación de cosquilleo en la piel o se te pone la piel de gallina, los objetos metálicos emiten un leve zumbido o se iluminan, entonces no hay duda de que la tormenta se acerca.

¿Qué hacer en caso de una tormenta eléctrica?

Lo primero que debemos hacer es alejarnos de cualquier lugar que funcione como pararrayos: alturas, árboles, cimas, piedras aisladas, etc. Luego, depositaremos en el suelo cualquier objeto metálico y nos alejaremos el él (paraguas, bastones, etc.). Apagaremos todos los aparatos electrónicos que llevemos encima, porque generan campos electromagnéticos que pueden hacer de conductores para las descargas. También conviene alejarse de las zonas donde haya agua, pues es conductora de la electricidad y de las zonas donde haya señales de tránsito, como los pasamanos o las vías del tren, son extremadamente peligrosas.

Nunca se debe correr cuando hay una tormenta eléctrica, sobre todo si estás mojado, generarás una zona de tracción que puede atraer a los rayos, conviene sentarse de cuclillas sentado encima de una mochila o una piedra, por ejemplo, con los pies en el aire, evitando que estos toquen el suelo. Recuerda llevar siempre ropa de lluvia en la mochila, te permitirá mantenerte seco y evitar resfriarte luego y te protegerá de los rayos. Y nunca hagas fotos a una tormenta, aunque esta haya pasado o esté por debajo de ti.

Si vas en grupo alejaos los unos de los otros durante la tormenta e intentad mantener la calma. Recuerda que las tormentas eléctricas suelen ser intensas, pero no duran mucho, por lo que cuando se aleje, podrás reunirte con el resto del grupo.